Hermanas Josefinas 2018-2019

Escrito el 14 Dic, 2018

El Josefinato continua en el centro de formación en Palencia (España) por las obras de renovación de nuestra “Casa Madre” en Ciempozuelos (Madrid).

DISPUESTAS A CONSAGRARSE A DIOS EN LA PRACTICA DE LA HOSPITALIDAD

Este año la casa de Palencia ha dado la bienvenida a las 9 hermanas provenientes de 4 países: sor Annie, sor Marie Josée y sor Adélaide de República Democrática de Congo; sor Amandine y sor Claire de Burkina Faso; sor Jeannine de Centroáfrica; sor Paola, sor Daniela y sor Regina de Asia. Las hermanas de África pertenecen a la Provincia de Francia y las hermanas de Asia a la Provincia de Italia.

En su proceso de preparación para decidir sobre su opción definitiva en la Congregación, las hermanas Josefinas están acompañadas por un equipo formativo intercultural compuesto por: sor Iwona Olesinska (de nacionalidad polaca), sor Susana Silva (de nacionalidad portuguesa), sor Pilar de Miguel (de nacionalidad española) y sor Cathalina Nguyen Thi Thanh Minh (de nacionalidad vietnamita).

Antes de entrar al Josefinato el día 30 de octubre 2018, aniversario de la muerte de la Venerable María Josefa Recio (fundadora de la Congregación), las hermanas dedicaron tres meses para el estudio de la lengua española en una academia en Palencia. Este programa formativo durará 9 meses, terminará el día 2 de agosto de 2019, aniversario de la muerte de sor María Angustias Giménez Vera (también fundadora de la Congregación).

Las hermanas Josefinas se sienten agradecidas por contar con este tiempo privilegiado de formación humana, espiritual y carismática en esta etapa decisiva de su discernimiento vocacional, que incluirá también un mes de experiencia apostólica en diferentes comunidades  y centros hospitalarios de la Provincia de España, además de un mes de ejercicios espirituales. 

Los núcleos formativos más importantes de esta etapa son:

– Conocimiento del contexto Eclesial y Congregacional.

– Relectura agradecida del proceso vocacional y formativo.

– Profundización en nuestra identidad institucional hospitalaria.

– Experiencia de oración y discernimiento.

– Profundización de las exigencias e implicaciones del compromiso definitivo.  

Confiamos que este tiempo de Josefinato sea para nuestras hermanas un tiempo de gracia, que les ayude a cumplir la voluntad de Dios respondiendo a los desafíos actuales en el mundo del dolor, practicando la hospitalidad con alegría en los diferentes contextos culturales donde está presente la Obra Hospitalaria.